Poisson d’avril, el Día de los Inocentes en Francia


Una tradición popular

Por fin llegó abril y con él el calor, las flores, el polen, las alergias y también ¡las bromas!
Sí, el 1 de abril, en algunos países, incluida la comunidad autónoma de Galicia y la isla balear de Menorca en España, celebran el Día de los Inocentes. En Francia el 1 de abril se celebra le poisson d’avril, traducido literalmente al español, “el pescado de abril” o "el pez de abril". Equivale al día de los Santos Inocentes, 28 de diciembre, que se celebra en España e Hispanoamérica.

Tal y como indica su significado, le poisson d’avril consiste en pescar a alguien con una broma. Normalmente los niños lo hacen a los amigos y a la familia. La tradición dice que se debe enganchar en la espalda del “inocente” el dibujo de un pez; lo mismo que se hace en España el Día de los Inocentes del 28 de diciembre pero utilizando la silueta de un muñeco. "Poisson d'avril!" es también la exclamación que se grita una vez que la broma es descubierta.

También es costumbre que se hagan bromas e inocentadas en los medios de comunicación, tanto en Internet como en la prensa escrita, radio y televisión.

Los orígenes

Los orígenes de la tradición del poisson d’avril no están muy claros, pero lo que es seguro es que la tradición festiva en la que la gente es objeto de bromas y buras existe en muchas culturas desde la Antigüedad y la Edad Media: fiestas religiosas romanas (Hilaria) celebradas el 25 marzo; la Holi, fiesta de los colores hindú; la Sizdah vedar, fiesta persa; la Pourim, fiesta judía y la “Fiesta de los locos” medieval en Europa. Los escritos de los folkloristas proponen numerosos orígenes a esta fiesta pero solamente se trata de vagas conjeturas.

Una primera explicación relaciona el poisson d’avril a las Pascuas, que marcan el fin del ayuno de cuaresma, donde el pescado toma un lugar importantísimo en la alimentación en este periodo.
Otra hipótesis une la fiesta del 1 de abril a la reforma del calendario del siglo XVI. A mediados del siglo XVI, las celebraciones de Año Nuevo comenzaban el 25 de marzo y terminaban una semana después, el 3 de abril. En 1564, por medio del decreto de Roussillon, el rey Carlos IX estableció que el Año Nuevo se trasladara al 1 de enero. El papa Gregorio XIII extiende esta medida al conjunto de la cristiandad con la adopción del calendario Gregoriano en 1582. La leyenda sugiere que muchos franceses y las colonias protestantes estadounidenses tuvieron dificultades a adaptarse al nuevo calendario o simplemente no se enteraron de este importante cambio en el calendario gregoriano y tardaron en adoptar el calendario del Papa Gregorio XIII, y siguieron celebrando el año nuevo desde el 25 de marzo hasta el 1 de abril. Por este motivo fueron motivo de burla y de bromas.

El nombre de pez o pescado de abril, que recibe la víctima de las bromas, también está relacionado con el zodiaco: todo acontecimiento que acaecía en esa fecha era relacionado con el hecho de que el Sol abandonaba la constelación de Piscis, cuyo símbolo son dos peces. Como curiosidad, Napoleón I fue llamado "pescado de abril" cuando se casó con María Luisa de Austria un 1 de abril.

En Francia, a principios del siglo XX, la gente se enviaba postables ricamente docoradas y con un pescado simbolizando el poisson d’avril.

Otra explicación es que la despreocupación y la alegría que trae la primavera hayan originado el Día de los Inocentes. Sea lo que sea, lo que está claro es que es un día para divertirse, siempre de forma constructiva y sin hacer daño a nadie.

¿Cómo lo habéis celebrado vosotros?

Leave a comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

WordPress spam blocked by CleanTalk.